Hoy te traigo un super post, de esos que querrás volver a leer, porque te va a ayudar sobre manera a tomar acción sobre tu emprendimiento y sobre tu actitud visible. Esa actitud que nos hace falta para tomar acción y lanzarnos hacia aquello que creemos que podemos hacer para conseguirlo.

La actitud es fundamental, por ello le pedí a nuestra experta Paloma de Gestión Emocional que si escribiría para nosotros un post hablando sobre la Autoestima Empresarial. Y ella, no sólo ha escrito un artículo sino que nos ha regalado: “El manual de la Autoestima Empresarial”.

Tomar asiento y disfrutad de éste regalazo.

 

Si definimos Autoestima como la reputación que tenemos de nosotros mismos, ¿Qué entendemos por Autoestima Empresarial?

La Autoestima se refiere a la capacidad de querernos, de respetarnos y de apreciar nuestras fortalezas y nuestros esfuerzos; de nuestra autoestima depende cómo nos percibimos, cual es nuestra opinión de nosotros mismos y define, o limita, aquello que seremos capaces de lograr.

La autoestima se va forjando a lo largo de nuestra vida, fruto de nuestras experiencias, pensamientos y creencias y se traslada a todos los ámbitos, incluso el profesional, de ahí que surja el concepto de Autoestima Empresarial.

El éxito, y el fracaso, de una empresa, entendiendo por empresa no la estructura productiva dedicada a desarrollar una actividad económica y obtener lucro, sino desde el concepto de intento o tentativa, depende directamente de nuestra actitud, y es la actitud la que nos permitirá afrontar las dificultades y, sobre todo ,disfrutar de nuestros éxitos y logros.

Una actitud positiva y realista nos permite contemplar los problemas o trabas que puedan ir apareciendo en el camino como retos de superación, en vez de como fracasos. Una vez resuelto el problema o vencida una traba nos sentimos más capaces, más incentivados y ello hace que nuestra autoestima se fortalezca. Una potente autoestima nos da seguridad para enfrentarnos con los retos y cumplir objetivos, generando actitud positiva  , y así sucesivamente, creando un circuito de retroalimentacion. Si por el contrario no nos sentimos motivados, dudamos de nuestras capacidades y cada dificultad se convierte en un muro infranqueable, entraremos en un circulo vicioso de negatividad que hará que cada vez nos sintamos más chiquititos, y seamos menos eficaces

¿Cómo cultivar una actitud positiva?

Nuestra actitud siempre determinará la importancia de todo lo que nos sucede, tanto las alegrías como las dificultades. Estamos acostumbrados a la idea  de “hay dos formas de ver un vaso: medio lleno y medio vació”, actitud positiva frente a negativa, optimismo contra pesimismo, actitud derrotista vs. pro-activa, cuando la realidad es que el vaso siempre esta lleno: la mitad de agua y la mitad de aire. Eres TU quien decide qué tiene más valor para ti, si el agua o el aire: ambas están ahí, tu eliges en qué fijarte.

Para cultivar una forma sana de ver la vida, fortalecer nuestra autoestima empresarial, y sobre todo para tener la libertad de  elegir en qué fijarnos, si en el agua o en el aire, existen una serie de pautas que te invito a seguir:

1.Relájate y respira.

Todas las culturas y corrientes filosóficas y religiosas están de acuerdo en algo: la relajación, es decir no luchar contra lo que estamos sintiendo, ayuda a deshacernos de pensamientos negativos, nos permite gestionar nuestras emociones y restablece la armonía en nuestro organismo. Si te sientes un poco triste o confundido, si algo salio mal, date un momento para vivirlo y centra tu atención en tu respiración; observarás que esos pensamientos negativos van desapareciendo.

2. Aprende a distinguir el “aire” del “agua”:

Todos sabemos que en la vida no todos los momentos son como los habíamos esperado. El sentimiento de decepción no es otra cosa que hecho de que no se hayan cumplido las expectativas que teníamos puestas en algo o en alguien. No alcanzar un objetivo no siempre es un fracaso, simplemente puede tratarse de que no era el momento de alcanzarlo. La clave esta en aceptar lo ocurrido, y lejos de enojarnos, preguntémonos qué aprendizaje hemos obtenido.

3.Haz lo que piensas

Pensar una cosa y acabar haciendo otra diferente es un pasaporte hacia la decepción y la frustración.  No podemos pensar que hemos fracasado cuando lo que hemos hecho no tiene nada que ver ni con nuestra motivación ni con nuestro objetivo. Proyecta, decide, planifica y sobre todo verifica que los pasos que estas dando te encaminan al objetivo, tanto empresarial como profesional, que te has planteado.

4.“Las comparaciones son odiosas”

…ya lo decía Cervantes (El Quijote II 23 )!!  No hay nada mejor que ser Tú mismo. Idealizar cómo deberías ser o cómo deberían ser las cosas, es tan peligroso como pretender cumplir las expectativas de los demás. Fijarnos en los demás, en sus desempeños o logros, es una fuente de frustración y envidia que mina profundamente nuestra autoestima. Acéptate como eres, conócete, obsérvate con inmenso cariño, ya que en esa observación descubrirás tus fortalezas y tus capacidades naturales. Esa observación también te hará ver que aspectos de ti seria saludable que trataras de mejorar. Eres único e irrepetible, y nadie, nadie, te obliga a ser perfecto!

5.Vive el presente

Desde este momento te invito a que la palabra “debería” la borres de tu mente: o lo haces o no lo haces, pero… ¿¿¿Deberías??? ¿Quien ha dicho que HAY que hacerlo?. El “debería” solamente me añade una carga, un peso y además, si no lo cumplo me hace sentir culpable por no haberlo cumplido, y sentirme culpable solo me lleva a auto-castigarme con ideas destructivas o al menos poco constructivas de mi mismo.

Vivir en el futuro hace que te pierdas el presente, y vivir mirando al futuro solo nos genera ansiedad. (¿sabias que podríamos definir Ansiedad como necesidad perentoria de que se cumpla lo ideado?).  Hay estudios que demuestran que el  85% de las cosas que nos preocupan nunca ocurren; volvemos al “agua” y al “aire”: ¿En cual prefieres fijarte?

A partir de ahora ya lo sabes, no hay más opciones: decide hacer algo o decide, con todas sus consecuencias, no hacerlo.   No dejes hueco a los “deberías”

6.Duerme como un bebé

Un sueño reparador mejora tu estado de ánimo durante el día, de la misma forma que un mal descanso afecta directamente a tu humor, te hace sentir irritable, cansado y limita tus recursos. El descanso adecuado te brinda la energía necesaria para afrontar el siguiente día, de ahí que resulte importante preparar el ambiente, y preparate Tú, para un plácido sueño:

  • Cena ligero.
  • Date un baño caliente antes de dormir.
  • Mantén tu habitación libre de distracciones que te impidan conciliar el sueño.
  • Olvídate del móvil hasta mañana: estudios demuestran como el brillo de la pantalla de nuestros móviles y tablets, incluso de las televisiones  afectan a nuestro centro del sueño por tanto, 90 minutos antes de irte a la cama deja móviles y tablets .
  • “Deja para mañana lo que pretendas hacer esta noche”: En vez de alterar tu ritual de sueño, pon el despertador un poco antes: tras el descanso el enfoque será mas acertado.

7.Cuida tu cuerpo

Pon tu cuerpo en movimiento, haz alguna actividad física, baila o da paseos. El ejercicio físico eleva tus niveles de serotonina, neurotransmisor responsable del optimismo y del pensamiento positivo.

Los neurotransmisores son sustancias que genera nuestro organismo que intervienen en la transmisión de las señales de una neurona a otra dentro de nuestro cerebro. Nuestros hábitos  influyen  en la capacidad de nuestro organismo de producir neurotransmisores, por tanto afectan a nuestra forma de ver, y vivir, la vida.Autoestima Empresarial

8.“Somos lo que comemos”

Existe una conexión especial entre la alimentación y el estado de ánimo. La medicina china se basa en el concepto, entre otros, de que en la dieta está la base de las emociones. Una dieta sana y equilibrada te ayudará a sentirte bien contigo mismo. Añadir o incrementar los siguientes  alimentos en tu dieta te ayudará a potenciar tu energía y tu buen humor.

  -Maíz: Activa el cerebro y calma el nerviosismo. Indispensable para afrontar situaciones complicadas  con optimismo.

          -Brócoli: Al igual que el repollo,  la col o la coliflor,  contiene gran cantidad de vitamina B6, que potencia los niveles de  serotonina, neurotransmisor encargado  de regular nuestro humor. En general, todas las verduras de hoja verde contribuyen a aliviar el cansancio y mejorar el desánimo.

           -Nueces: Su alto contenido en zinc, magnesio y selenio contribuyen a mejorar estados de tristeza o depresión.

    -Jalea real: Es una bomba de energía y optimismo.

   -Fresas y frutos rojos: Como todos los alimentos de color rojo (pimiento, tomate, bayas, remolacha, etc.), además de su poder anti-oxidante y anti-envejecimiento, las fresas y los frutos rojos estimulan el cuerpo y el cerebro, aliviando la  falta de ilusión.

  -Levadura de cerveza: Rica en Cromo, que combate la ansiedad y la falta de optimismo, además de ser una fuente de vitamina B, imprescindible para regular la energía de nuestro organismo y liberar tensiones.

En general, si padeces estrés o te sientes agobiado o angustiado tu hígado, tu bazo y tu estómago pueden verse afectados, ya que esos órganos regulan y gestionan emociones como el miedo o la rabia, por eso te recomendamos que apuestes por alimentos con azucares naturales como uva, manzana, zanahoria, plátano, melocotón, remolacha, calabacín, trigo y mijo, añadiéndoles  miel y nueces.

El estrés, además,  afecta a nuestro sistema inmunológico y a la flora intestinal, provocando trastornos digestivos y alteraciones del ritmo intestinal, por lo que seria recomendable complementar tu dieta con un probiótico, que encontrarás en los lácteos, fermentados, encurtidos, cereales en general y soja en concreto.

9.Olvídate de los detalles

Obsesionarte  por la perfección sólo puede conducirte a la desilusión que te impide disfrutar de todos los pequeños detalles que hacen la vida maravillosa. Si todo ha de ser como tu  lo planeaste o cuando tu lo planeaste, te pasarás todo el tiempo  tratando de hacer que esos detalles sean perfectos y las oportunidades pasarán por tu puerta sin que puedas prestarles atención. Busca el equilibrio y  y deja de lado el exceso de perfeccionismo, te sentirás mejor.

…pero no te olvides de los demás!

Ayudar o al menos tener presente al prójimo puede ayudarte a sentirme mejor y más positivo a la vez que quita el foco en tus propios problemas o carencias, mientras te permite tomar conciencia de que no todo lo que te ocurre a ti es tan grave. No solo eres empresario, sino también padre, hijo, amigo….. cultivar tus relaciones personales y familiares te hace darte cuenta de todos los apoyos que tienes, te ofrece recursos y sobre todo perspectiva.

10.Cuida tu aspecto

¿Qué te puede hacer sentir mejor que la imagen que te devuelve el espejo? No solo quien se siente bien se ve bien, sino que quien se ve bien se siente orgulloso  de si  mismo y le agrada. Cuando entramos en la espiral del pesimismo, lo primero que se ve afectado es nuestro cuidado personal, así que para combatirlo cuida tu imagen, o mucho mejor: cambiala, arreglate y ponte guapa.

 

La autoestima no se queda en el ámbito personal, sino que trasciende a nuestras relaciones interpersonales, influye en la forma en la que nos relacionamos con nuestro publico, clientes, proveedores, colaboradores, no solo en la seguridad que transmito, si no que me hace darme cuenta de que estoy dispuesto a hacer y que no considero justo o apropiado, es decir: me ayuda a poner limites.

                                                           “Los logros productivos son una consecuencia y expresión de salud y autoestima.”

Nathaniel Branden.

AHORA ES TU TURNO

¿Conocías el concepto de Autoestima Empresarial? ¿Crees que te falta trabajar alguno de ellos y por eso tu  negocio no acaba de arrancar? ¿Te gustaría que trajera más artículos sobre éste tema para ayudarte a mejorar tu autoestima?

Paloma Hornos

Paloma Hornos

Terapeuta y formadora en Inteligencia Emocional, escritora y columnista en diversos medios de comunicación. Con ella descubrirás el valor de quererte, y de quererte bien, mejoraras tu productividad y tu comunicación, y aprenderás a gestionar el estrés y tus emociones.
Paloma Hornos

Latest posts by Paloma Hornos (see all)

Más post para seguir aprendiendo:

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies